El presidente de la institución, Josep María Bartomeu, dijo a LA NACION que se sentará a hablar con el jugador